hit
counter

Intestino Irritable Sangrado Rectal

Califica este Articulo

El intestino irritable es un mal común en la sociedad, todo esto surge única y exclusivamente por la mala alimentación y el estrés del día a día. El exceso de grasa en los alimentos y los azucares con el tiempo van degradando la mucosa intestinal hasta el punto de volverla sensible al contacto con cualquier sustancia. Pero, también, se puede dar el caso del intestino irritable sangrado rectal, lo cual te voy a estar hablando de este tema muy importante.

Esta afección no es facil de sobrellevar precisamente por los malestares que desata en la persona afectada, los cuales varían entre dolores abdominales, diarreas, largos periodos de estreñimiento y por supuesto el sangrado rectal que no puede faltar.

El síndrome de colon irritable debilita el cuerpo del afectado por la expulsión de todas las vitaminas y nutrientes de forma constante, la cual se da a través de las diarreas o el sangrado ocasionado los heces solidas. ¿Sufres este mal? si es así debes tener presente que requieres de mucho tiempo y constancia para poder curarte.

Seguramente haz escuchado la frese que dice “eres lo que comes” y el mensaje que transmite es muy importante, por eso de ahora en adelante intenta cuidar lo que comes. Recuerda que el intestino irritable puede comenzar como una afección simple y con el tiempo volverse crónica.

Relación Entre el Intestino Irritable y  el Sangrado Rectal

Intestino Irritable Sangrado Rectal

Intestino Irritable Sangrado Rectal

El intestino irritable es un mal bastante desagradable sobre todo por los síntomas que puede ocasionar cambios de ánimos en el afectado y además incapacitarlo a la hora de realizar cualquier actividad. En la mayoría de los casos esta afección se genera por la mala alimentación o mejor dicho en consumo de alimentos ricos en grasas y no en nutrientes.

Los que padecen este problema de intestino irritable suelen ingerir una gran variedad de medicamentos, todo con el único objetivo de calmar los síntomas de dicha afección sin pensar en que el exceso de estos fármacos puede empeorar el estado del intestino y provocar lesiones internas que posteriormente se manifiestan a través del sangrado rectal.

Existe una relación muy estrecha entre el intestino irritable y el sangrado rectal y surge a través de las lesiones que deja dicho problema, tales como las hemorroides, irritación, fisuras y la inflamación. Continúa leyendo y más adelante encontraras una descripción detallada de cada uno de estas consecuencias:

  • Hemorroides.

Las hemorroides son protuberancias que aparecen en la parte interna y externa del recto, se dice que realmente son venas o varices de esta zona que se inflaman debido a la presión ejercida sobre el intestino mientras se está en el inodoro.

Estas protuberancias en el ano en muchos casos surgen como consecuencia de los síntomas del intestino irritable, tales como el estreñimiento que hace que la persona esfuerce al intestino y la diarrea que provoca las continuas visitas al baño.

Las hemorroides son la representación más simple de la relación existente entre el intestino irritable y el sangrado rectal, precisamente porque si no se tratan a tiempo pueden explotar en los casos más extremos y entonces ocasionar importantes derrames de sangre.

  • Irritación.

La irritación se debe principalmente a la diarrea que es muy común en los casos de intestino irritable. Las continuas visitas al baño y la fricción del papel higiénico son factores que pueden llegar a ocasionar el sangrado rectal, en esta oportunidad la cantidad de sangre expulsada es poca pero no deja de ser importante por la cantidad de veces que puede ocurrir.

El intestino irritable y el sangrado rectal pueden coexistir por medio de la irritación del ano, es decir, la diarrea provocada por dicha afección irrita a la superficie del ano y ésta a su vez hace que aparezcan pequeñas manchas de sangre.

  • Fisuras anales.

Las fisuras anales son muy comunes cuando la persona defeca heces muy duras o lleva muchos días sufriendo de estreñimiento. Como bien sabes el intestino irritable además de causar la diarrea también puede provocar el estreñimiento y es justo acá cuando aparece el sangrado rectal.

Las fisuras en el ano surgen cuando las heces muy solidas rompen el tejido que recubre al ano provocando un dolor bastante fuerte que incomoda a la hora de defecar y además promueve los derrames o manchas de sangre. Estas lesiones no son fáciles de curar por la zona en la que se encuentran pero con la aplicación constante de pomadas pueden cicatrizar.

  • Proctitis.

Puede decirse que la proctitis es el nombre científico que se le da a la inflamación del revestimiento del ano, por supuesto el intestino irritable y el sangrado rectal tienen mucho que ver con esto porque una cosa lleva a la otra.

Independientemente de cuál sea el síntoma que esté sufriendo la persona con intestino irritable (diarrea o estreñimiento) igual va a padecer en algún momento de inflamación en el ano. Cuando esta recrecimiento del tejido se vuelve crónico entonces pueden aparecer importantes manchas de sangre.

  • Medicamentos.

Existe una gran variedad de tratamientos para tratar los síntomas del intestino irritable, pero cuando éstos se vuelven recurrentes entonces el afectado comienza desesperadamente a ingerir fármacos para aliviar el malestar sin pensar en el daño que pueda estar haciéndose.

Ciertos medicamentos son muy buenos por ejemplo para tratar la diarrea, el estreñimiento o el dolor abdominal pero así como son de efectivos también poseen sus efectos secundarios e incluso pueden llegar a lesionar o rasgar a los intestinos y hacer que el sangrado rectal provenga la parte interna del sistema digestivo.

Justamente para evitar situaciones como éstas es tan importante que el afectado visite a un médico especialista desde el principio y reciba las dosis adecuadas de un tratamiento que verdaderamente lo ayude a mejorar el malestar que siente. También recomendable tomar protectores estomacales.

La unión del intestino irritable y el sangrado rectal puede ser devastador para la salud de una persona, pues al perder sangre con frecuencia puede llegar sufrir de anemia. Si sufres el mal de intestino irritable  y observas sangre en tus heces lo mejor que puedes hacer es visitar a tu médico de confianza lo más pronto posible y tomar en cuenta todas las recomendaciones del mismo.

Leave a Reply

error: El Contenido Esta Protegido !!